Chinchosos hace valer su nombre para participar la próxima edición

La murga estuvo el pasado Carnaval dirigida por Cristo Casas, quien devolvió el nombre a sus fundadores, pero se quedó con el CIF para sacar su murga y eso es lo que admite Fiestas.

Paco Padilla recuerda los derechos adquiridos de su murga, fundada en 1988

Chinchosos asiste a una refundación secundada por casi un centenar y medio de murgueros de ayer y hoy que, tras el fiasco de su reaparición el pasado febrero con CristoCasas al frente, quieren lavar la mala imagen en el Carnaval 2014. Sin embargo, las aspiraciones de Chinchosos de devolver su magia a los escenarios se topa frontalmente con la negativa de Fiestas a reconocer su antigüedad porque, aunque Paco Padilla tiene el nombre de la murga que se estrenó en el Carnaval 1989, no mantiene el CIF.

En el precarnaval 2013, Alexis Hernández, propietario del nombre de Chinchosos, accedió a la petición de CristoCasas, que fuera componente de la murga, de sacar un grupo crítico bajo la denominación de Chinchosos, como así ocurrió el pasado febrero, aunque realmente no se le reconociera ni por su repertorio y, casi, ni por su pasacalle, aunque cantaron su “Soñé”. Después del concurso, las críticas arreciaron entre los propios aficionados y excomponentes, y Cristo Casas acordó restituir el nombre a Alexis Hernández, después de haberse sentido preso del estilo. Cristo Casas devolvió el nombre, pero retuvo el CIF para hacerlo valer como antigüedad si finalmente prospera la constitución de la nueva murga que prepara, bajo el nombre de 87.88.
De esta forma, Chinchosos, que participó en 2012, se quedaría fuera en detrimento de una sociedad de nueva creación, pero que mantiene el CIF que ha tomado prestado de otra murga.
La organización ha informado a Chinchosos, en el regreso de Padilla, de que no reconoce el nombre, sino que prevalece el CIF, un registro que ha retenido para su murga nueva Cristo Casas.
Mientras el proyecto 87.88 de momento no supera los 40 componentes, Chinchosos se ha convertido en un huracán, con más de un centenar y medio, como se vio en la segunda reunión que celebraron en uno de los locales del Parque Marítimo hace dos semanas. El colectivo de Paco Padilla quiere hacer valer su derecho adquirido por antigüedad, más allá de que quien recibió prestado el nombre para salir en 2012 no le haya restituido el CIF. Desde Chinchosos no entienden que la organización se plantee dejar fuera un colectivo que se fundó en 1988 y que deje entrar a una formación novel, por más que utilice el CIF de una sociedad que no es la que va a salir con Cristo Casas la próxima edición y que busca superar el escollo de que el cupo está cerrado a 24 murgas.

Hgonar

Acerca de Humberto Gonar

Murguero frustrado, buitre leonado, lengua trapo... son algunos de los epítetos con los que los colectivos críticos han definido a quien desde 1990 lleva vinculado oficialmente con el mundo de la información de Carnaval, a través de las páginas del periódico EL DÍA. Él se define como un murguero disfrazado de ajuntaletras.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes utilizar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong> 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.