Noche de sorpresas y decepciones en Distraídos

El IES César Manrique acogió la noche del sábado la gala inaugural de la presentación de disfraces, que corrió a cargo de la murga infantil Distraídos. Fue un maratón murguero que deparó sorpresas, alguna decepción y muchas ganas de Carnaval.

El IES César Manrique acogió la noche del sábado la gala inaugural de la presentación de disfraces, que corrió a cargo de la murga infantil Distraídos y en el que actuó de maestra de ceremonias Deborah Sabina, que estuvo pletónica y encantó al público. Fue un maratón murguero que deparó sorpresas, alguna decepción y muchas ganas de Carnaval.

La murga infantil Distraídos se convirtió la noche del sábado en el primer grupo que desvela su fantasía para el Carnaval 2013, una cita que ya se convierte en habitual, pues el colectivo de Tana Rodríguez López viene asumiendo este reto en las tres últimas ediciones.

Fue un maratón murguero, con la participación de diez grupos críticos –dos de ellos infantiles- más la propia anfitriona. Y pudo ser peor, de haber actuado Chinchosos, lo que hubiera significado su presentación en sociedad tras reflotar este proyecto Cristo Casas después que la sociedad de Alexis Hernández decidiera “aparcarse” en 2009. El empacho de murgas obliga a Distraídos a replantearse el formato, por más que contara con un cartel propio de una final. Siendo la primera presentación de Carnaval, y con la política de algunas de no desvelar nada de su nuevo repertorio, parece claro por donde recortar, por más de que los grandes nombres siempre sean un cebo para vender más entradas.

Lenguas Largas demostraron que mantienen la calidad musical de la mano de Óscar Gómez, y estrenaron dos percusionistas. Creando cantera. Buen sabor de boca con presentación y despedida. Rebobinados también regalaron magia y encanto. Con solo presentación y despedida, pero dejaron un buen sabor de boca con Romén Soriano al frente y Rubén García apuntalando las voces.

Participaron las murgas infantiles Lenguas Largas y Rebobinados, para seguir con las adultas Desbocados, Burlonas, Mamelucos, Bambones, Triquikonas, Trabas, Diablos Locos, Trapaseros, Chacho Tu, llegados de Las Palmas, y los propios Distraídos. Lo mejor de la noche murguera –salvando a los anfitriones Distraídos- fueron unos pletónicos Mamelucos, que son exquisitos y únicos cuando “improvisan” (cantaron un chío chío ex profeso). La presentación llevaba incluida la actuación del grupo de moda que copa el “40 Principales” del Carnaval: Bambones. El espectáculo estaba tanto arriba como abajo. Ellos en el escenario y el público tarareando y cantando, con letra incluida, sus Recortados de 2012. Parecía que en vez de Bambones había sobre el escenario 80 Alejandro Sanz. Sólo faltó que el público encendiera sus mecheros… Trapaseros alimentó el espectáculo con su militar, rescatando parte de su show. Una ejecución limpia de su letra militar, genial, con garra y pletórica en voces. Una letra para oír todo el año y deleitarse en una joya del Carnaval. Pero lo más grande de Trapaseros fue su quedada con quien suscribe estas líneas que hacía seguimiento informativo en twitter. Después de cantar el pasacalle, la murga de Domi González paró, todos sacaron el móvil y el director preguntó que hacían, a lo que los componentes respondieron: ver lo que pone Gonar del pasacalle en twitter. Sin duda, espíritu murguero y genialidad de letrista. Luego llegaron Diablos Locos, que también interpretaron un tema de 2012: ¿Por qué? Es el título de la canción y también la pregunta de parte del público que espera oír estrenos. El por qué no cantan temas nuevos parece claro: el sábado era 10 de noviembre, y aún queda mucho para la primera fase de murgas, el 28 de enero de 2012.

Burlonas sorprendieron por su elevado número de componentes, pero les faltó gancho. Y solo cantaron presentación y despedida. Trabas demostró que está luchando por elevar el nivel. Se les notó lo bueno que están haciendo, para sacar brillo a sus voces, pero también dejaron entrever por momentos el rastro de años atrás. Tanto Burlonas como Trabas cuidaron su imagen con camisetas uniformadas, igual que Mamelucos y también las infantiles Lenguas Largas y Rebobinados.

Completaron la velada Desbocados y Triquikonas. Los primeros, a las órdenes de Carlos Casanova, estrenaron una canción que es muy buena idea, letra con algún altibajo pero que peca en su eterna duración y se tambalea en la vocalización que hace ya perderse en una tormenta de ideas ordenadas bajo el hilo conductor de convertir a los políticos en atractivos de “Juguetería Arpelo”.

Triquikonas fue la gran decepción de la noche. A Triquikonas se les compara con Triquikonas. O sea, las chicas de Almudena Domínguez, que cantaron “El Limbo”, se medían con Las Cajeras de 2012 y no fueron ni una oferta. El tema parecía de un “150”. Y se quedaron en el limbo. Ellas son mágicas. Grandes. Tienen encanto. Fuerza. Y todo eso lo disfrazaron en una seriedad inaudita en la murga femenina de moda en el Carnaval por méritos propios. El ejército de triquikonas parecía consumido sobre el escenario, con un uniforme que desmerece el arrojo que las caracterizó en 2012, cuando se levantaba el telón del Guimerá y aparecían unas pletóricas Triquikonas enfundadas en camisetas amarillas. Con mucho, lo mejor, su directora. Ha nacido una estrella: Almudena Domínguez. Mereció la pena la espera para encontrarse el público con una directora que enamora y sintoniza con el público. Transmite Carnaval. Ganas de cogerla de la mano y hacerse murga.

Cerraron la velada, antes de los Distraídos, la murga invitada de Las Palmas, Chacho Tú. Estrenaron director: el letrista chicharrero Airám Bazzocchi, que sustituye precisamente a otro chicharrero al frente del grupo ganador del tercer premio 2012 en Las Palmas, Orlando “El cala”, excomponente de Diablos. Los Chacho se han convertido en unos clones de Bazzocchi, que intenta disfrazar a este grupo de murga de Tenerife, apuntalándolos con una buena presentación y despedida. Eran sus asignaturas pendientes el año pasado y ahora son un referente; hasta hicieron cantar al público, y eso siendo de Las Palmas tiene valor añadido, aunque también es cierto que Bazzocchi jugaba en la que aún es su casa: Distraídos. Su tema, de banqueros, de máxima actualidad. El comienzo es bueno hasta que se lía en la tercera o cuarta música, pero logra dejar en el olvido ese desatino cuando es exquisito al desgranar los otros bancos: de alimentos, de órganos, de semen, de sangre… Tocan el corazón. Espectacular mejoría musical. Buena letra. Bazzocchi decidió cantar un pedacito de otro tema. Habían pasado ya diez murgas y había empacho. Aún así, pidió un minuto de tregua que le sirvió para meter un rajazo al periódico El Día por su línea editorial en el tema de los incendios. En general, está bien armado. El desenlace, cuestionable. Lo más que duele es que sea un chicharrero quien le de esas armas a Chacho Tu, pero han tenido que hacerlo así para medirse con los grandes. En la presentación quedó de manifiesto que Airám Bazzocchi es tan buen letrista como director.

Pero Bazzocchi tuvo un borrón. Como los grandes escribidores. Llegaron Distraídos y se lo pusieron de manifiesto. El tema, o las tres o cuatro música que cantaron los niños muy bien la noche del sábado, no llega ni a rango de villancico. Un desatinado tema sobre los disfraces y los diseñadores que parece que hizo “el negro” de Bazzocchi. Ni cambios de música, ni chispa y con treinta frases que dicen lo mismo: busco un disfraz para salir al Carnaval, ni Lito Díaz ni Santi Castro, el mejor de murguero. Ah! Y le duele la cruz del pantalón… Bazzocchi logró un “necesita mejorar” con dos negativos por no asistir a clase y por no hacer la tarea.

Pero la dudosa calidad de la letra de un grande que se mide con su historia de primeros y Criticón, la suplió con crece la interpretación de Distraídos. Comenzaron geniales. Con una presentación inventada por Tana Rodríguez López, su presidente, propia de una ceremonia de los Goya. En la pantalla resumió en vídeos los seis años de historia. Con la voz de Alexis Hernández. Y en los silencios, la actuación en directo de una selección de los “Niños cantores de Yerai”. Impresionante. Luego presentaron su creación, de Lito Díaz, colorida, cómoda y divertida, y siguieron con su “himno” de Carnaval, su pasacalle. Trepidante interpretación y calidad sensacional de las voces. Sin duda, Distraídos es “crema”. “Saqui”.

Distraídos también eligió en sus filas a la niña que los representará en la gala infantil, un honor que recaerá en Adana González Oliva, de 5 años, que lucirá una creación de Sara Oliva Betis.

El viernes de la próxima semana, más. II Festival de Murgas El Rocío, con la organización de Ramón Rodríguez, un guachi de pro. Participan Pita Pitos y las adultas Triquikonas, Guachipanduzy, Diablos Locos, Jocikudos, Desbocados, Lengua Trapos y Zeta-Zetas.

Hgonar

Acerca de Humberto Gonar

Murguero frustrado, buitre leonado, lengua trapo... son algunos de los epítetos con los que los colectivos críticos han definido a quien desde 1990 lleva vinculado oficialmente con el mundo de la información de Carnaval, a través de las páginas del periódico EL DÍA. Él se define como un murguero disfrazado de ajuntaletras.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes utilizar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong> 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.